Agrobio
Blog > Biopolinización > La labor fundamental del abejorro en tomate y otros cultivos. Parte 1

La labor fundamental del abejorro en tomate y otros cultivos. Parte 1

Colmenas de abejorros en el mercado internacional

Agrobío, 4 de abril 2021

El abejorro desarrolla una labor fundamental en el mundo de la agricultura, en beneficio de la alimentación y el cuidado del planeta.

Además, fue el primer insecto introducido en los cultivos en invernadero, la llave al control biológico de plagas y la búsqueda del residuo cero, posicionando la producción de tomate en los mercados más exigentes.

Agrobío, empresa almeriense dedicada desde hace más de 25 años a la producción de colmenas de abejorros para la biopolinización de cultivos, actualmente produce más 700.000 colonias de Bombus terrestris, alrededor del 25% de todas las comercializadas en el mundo.

Polinización en hortícolas, almendros y frutales

Es pionera en España en la producción de este himenóptero que enseguida conquistó la producción de tomate en invernadero y que ahora también juega un papel fundamental en la polinización de otros cultivos como pimiento, berenjena y calabacín, así como fresa, frutos rojos, almendros y frutales al aire libre, sobre todo en variedades tempranas, donde su trabajo es crucial.

No obstante, en primavera y ciclos cortos también se convierten en el mejor complemento de Apis melifera para el melón y la sandía. Aunque la abeja es el polinizador por excelencia y las colmenas de abejorros son mucho más pequeñas, este último cuenta con varias ventajas importantes que lo posicionan como el polinizador número uno cuando la climatología es adversa, tan propia de estas fechas.

Biopolinización en el 100% del tomate

El abejorro es el encargado de polinizar las flores de tomate en invernadero, tanto del sur-este español como de gran parte de las principales zonas productoras del mundo, y lo hacen vibrando su flor. Polinizan por zumbido, es decir, el abejorro agarra los estambres con sus patas y mandíbula y hace vibrar sus músculos de vuelo para que el polen sea liberado. Esta característica le ha otorgado el puesto ganador como polinizador en tomate, ya que la abeja no es capaz de polinizar esta flor que, a parte de no ser atractiva por no tener néctar, posee un “mecanismo” tan especial.

Además, el uso de abejorros dentro de los invernaderos de tomate son un indicador de la calidad y seguridad alimentaria del fruto, ya que son organismos vivos que no pueden verse afectados por el uso de tratamientos que los perjudiquen.

Etiquetas:, , , , , , , ,

"Trackback" Enlace desde tu web.